MIRANDO POR LA VENTANA

La mañana transcurre muy lenta. He mirado el reloj de mi ordenador cientos de veces y parece no avanzar. Pero solo parece. Como tantas otras cosas en mi vida que parecen lo que no son.
Como la ilusión, los retos, las metas, en definitiva los sueños. Solo parecen, pero no son.
Miro por la ventana, y veo un parque, un colegio, un arbol enorme, varios coches aparcados y un señor mayor vendiendo cupones.
Vuelvo al reloj. El tiempo pasa muy despacio.
De repente me quedo en blanco, no veo nada , no pienso en nada, es algo diferente, no preparado, tan solo me he dejado llevar. Ha sido un instante.
Miro el reloj y han pasado casi dos horas…
El hombre con los cupones ya se ha marchado. Tan solo queda el arbol, el colegio, el parque , y algunos coches.
No entiendo nada, pero creo sentir que una pequeña sonrisa se dibuja en mi rostro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: