IMAN

Como un imán, así funciona nuestra mente. Atrae lo que pide ya sea consciente o inconscientemente. Ya sea bueno o malo.

El imán se ha vuelto loco últimamente y parece no tener criterio. Atrae todo tipo de metales, maderas, vidrios y hasta emociones diferentes.

A mi me afecta, porque no logro entender si debo hacer algo o dejar que siga atrayendo sin parar.

De momento me contengo, respiro hondo, y sigo observando. A ver si corrige su rumbo, sigue errante o ,definitivamente , explota.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: